Cómo gestionar la temperatura ideal en un hogar

Eficiencia energética: importancia y valor
febrero 17, 2021
Mostrar todo

Cómo gestionar la temperatura ideal en un hogar

gestionar-temperatura-ideal-hogar-2

Llegamos de la calle y queremos que nuestra casa nos brinde seguridad y confort. Una de las primeras cosas que notamos es la temperatura ambiental.

Si tenemos mucho frío, a veces encendemos la calefacción al límite. Si tenemos calor, tal vez colocamos el aire acondicionado a un nivel muy bajo para enfriar el ambiente más rápido.

Aquí te contamos cómo lograr la temperatura adecuada en tus ambientes y qué errores debes evitar si quieres ahorrar en tus próximas facturas de luz.

CONSEJOS PARA LOGRAR UN BUEN RANGO DE TEMPERATURA Y AHORRAR

Existen varios caminos para llegar a este objetivo. En primer lugar, tenemos que asegurarnos de que el calor no se escape por algún sitio. 

Contar con un buen aislamiento es fundamental para evitar malgastar la energía. A veces existen fugas por las puertas, las ventanas o grietas que no permiten que el hogar alcance una buena temperatura interior.  

En segundo lugar, es fundamental el uso de equipos de calefacción y climatización altamente eficientes. Es conveniente invertir un poco más en un producto de calidad, aunque implique un gasto mayor, ya que representará un ahorro a futuro.

Aunque, de nada sirve si tenemos un buen equipo de calefacción y un buen aislamiento si colocamos la calefacción al máximo.  

A veces nos cuesta poner de acuerdo acerca de la temperatura ideal para la calefacción.

Lo cierto es que tendemos a exagerar. Un mal uso de la calefacción no solo implica un costo mayor, sino que perjudica la eficiencia y puede ser perjudicial para la salud.

Como normativa oficial, el IDEA menciona que la temperatura adecuada para espacios cerrados es de entre 20° y 21°C. A su vez, es recomendable bajar la temperatura al menos un par de grados durante la noche.

Ten presente que, poner la calefacción más alta no significa llegar más rápido a la temperatura deseada. Cada grado de más puede suponer hasta un 10% más de consumo.

En caso de estar muchas horas fuera de casa, lo aconsejable es dejar la calefacción apagada. Si bien cada vez que la ponemos en marcha el gasto es mayor, mantenerla encendida todo el tiempo, realmente no tiene sentido.

TERMOSTATOS INTELIGENTES: UNA GRAN SOLUCION

Una herramienta valiosa para gestionar la calefacción de manera apropiada son los termostatos inteligentes. Estos dispositivos te permiten regular la temperatura exacta de cada habitación y en cada momento.

Inclusive, algunos termostatos traen incorporados modos de eficiencia que promueven que la temperatura se mantenga en los márgenes recomendados para optimizar el ahorro en consumo.

gestionar-temperatura-ideal-hogar

AHORRO EN LA CALEFACCION: COMO LOGRARLO

¿Quieres minimizar el gasto de tu calefacción? Para ahorrar en el consumo de energía te brindamos las siguientes recomendaciones:

  1. Escoge equipos con la mejor tecnología. Si tu sistema de calefacción es antiguo, es probable que renovarlo te resulte más rentable. Los sistemas con un alto nivel de eficiencia te pueden ayudar a ahorrar bastante dinero durante años. Elige aquellos equipos con una mejor calificación energética (A+, A++ o A+++).
  2. Revisa posibles fugas. Es importante lograr un correcto aislamiento en el hogar. Comprueba que el calor no se esté escapando por las puertas o ventanas.
  3. Purga los radiadores. Es recomendable que cada inicio de temporada de calefacción se quite el aire que se acumula en el interior de estos equipos. Esto favorece a su correcto funcionamiento.
  4. Busca una temperatura confortable sin excederte en consumo. Recuerda que cada grado que subas implica un costo energético mayor. Como indica el IDEA, la temperatura en los recintos calefactados no debe ser superior a 21º C.
  5. Utiliza el sol como aliado.  Aprovecha las horas de sol del año. La luz es calor. Durante el día, deja levantadas las persianas de todos los ambientes para calentar tu hogar de forma natural.
  6. No uses los radiadores como secadora. Aunque pueda parecer práctico calentar la ropa en estos equipos, es una práctica bastante nociva. Si tapamos estos aparatos reducimos su eficiencia e imposibilitamos el flujo normal del aire.
  7. Saca mayor provecho a tu termostato inteligente. Indaga en este dispositivo y encontrarás funciones pensadas para el ahorro. Aprovecha las programaciones horarias y ajusta el sistema de acuerdo a tu ritmo de vida.

Como podemos ver, lograr la temperatura adecuada en los ambientes es una tarea sencilla. Si quieres instalar un nuevo equipo de calefacción, en calderas Madrid podemos ayudarte a escoger la mejor alternativa para tu hogar.